miércoles, 23 de julio de 2008

SANACION POR EL CANTO




La voz huma es el instrumento más sanador que existe. Desde los albores de la humanidad se conocen rituales de canto para comunicarse con el mundo invisible, para llamar a los espíritus, para despertar al Ser interno, para aumentar el estado de consciencia y para reestablecer la salud.

Al emitir palabras o sonidos, se forma una burbuja de energía alrededor de nuestro cuerpo. Esta energía contiene una frecuencia de vibración específica que induce a todas las células del cuerpo a vibrar en esta misma frecuencia. Cada grupo sonoro emitido constituye un fractal que va penetrando la materia corporal hasta sus capas más profundas.


Se cree que el hombre primitivo antes de producir palabras con un significado, emitió primero sonidos vocales. Las cinco vocales A-E-I-O-U, contienen todas las energías del universo y son usadas en todas las lenguas del planeta. Se consideran sonidos puros provenientes directamente del Espíritu.

De este modo encontramos que la A vibra con mayor fuerza en el pecho, tocando el corazón lo cual induce a conectarnos con nuestros sentimientos más profundos. La A es un portal al mundo emocional y espiritual.
La letra E resuena con mayor fuerza en la garganta, se considera que ayuda al discernimiento de ideas.
La letra I se concentra como un foco vibracional en el entrecejo. Por esta razón, aporta lucidez mental.
La letra O vibra en la parte alta del tórax, y se relaciona con la memoria ancestral cósmica.
La letra U es una vibración que toca especialmente los órganos por debajo de la cintura. Esto indica que representa la conexión del cuerpo con la energía de la tierra.

Cuando aparecen las consonantes en el lenguaje, expresan como se manifiesta el mundo material. Esto quiere decir que la energía de las consonantes unida a las vocales, traen del mundo sutil energía para manifestar formas sólidas.

Cuando un niño aprende a hablar, esa voz primera sale sin mucho esfuerzo y contiene mucho aire. Suena inocente, delicada y sincera. Ella muestra ese ser que vive dentro sin máscaras. Así el niño aprende a mover energía para explorar el mundo. A medida que el niño crece y se desarrolla la personalidad, se transforma la manera de emitir las palabras. Esto es indicio de como se va encubriendo ese ser interior por medio de capas sobre capas. Es la manera individual que cada persona tiene de enfrentar el mundo. Por esta razón no hay dos voces iguales, cada voz es única.

En Colombia existe una tribu indígena llamada los Kogui, viven en la Sierra Nevada de Santa Marta en el norte del país, y poseen un lenguaje sumamente complicado de descifrar. Básicamente ellos emiten leves y quedos sonidos que salen directamente del corazón, evocando en quien escucha, la misma imágen mental que tiene en ese momento el emisor. Se considera una especie de telepatía. Estos indígenas dicen que se comunican directamente con los dioses.

El Canto Africano es famoso por la fuerza que arrastra lo vital en el ser humano. Es directo desde el cuerpo, no incluye la mente al ser cantado. Es muy poderoso para sanar emociones, especialmente la rabia. Se acompaña de tambores e instrumentos de percusión para hacer énfasis en la fuerza de la tierra.

El canto hindú esta basado principalmente en el canto de mantrams. Estos son combinaciones fonéticas de poder, consideradas como llaves que abren el mundo interno así como también ayudan a entrar en todas las dimensiones del cosmos. Los mantrams Bija o semillas, son monosílabas en sánscrito para tocar directamente los centros energéticos del cuerpo. OM, es el sonido de la creación de donde emergen los demás sonidos.

El canto gregoriano, tiene sus orígenes en el cristianismo, y es un canto a capella (sólo voz), generalmente en coro unísono, iniciado por San Gregorio Magno en el añoo 504 d.c., y es considerado como un alimento espiritual por su capacidad de conectar al individuo con mundos místicos, al tiempo que equilibra el cuerpo y las emociones.
El canto derviche, proveniente de la orden de los Sufi, es un canto inspirado directamente por el alma. Utiliza nombres de Dios en árabe, tales como "Allah" , "Hu" o "Estagfirullah", y se improviza la música según la inspiración del cantante. "Gizah-I-Ruh" es una expresión sufi que significa sonido y música, alimento para el alma. El canto se une a la danza, de los derviches giratorios, famosa por sus vueltas repetidas sin número de veces sobre un mismo lugar, y se practica en un ritual muy sagrado llamado El Sema.


Por último, el canto de armónicos, es una técnica de canto muy especial proveniente de Mongolia, el sur de Siberia, el Tibet, Asia Central y Sur Africa. Se caracteriza por utilizar una sofisticada técnica en la que una sola persona produce 4 o más sonidos al mismo tiempo. Se compone de un tono bajo o bordón sobre el que se producven los demás sonidos armónicos. Este canto tiene la capacidad de cambiar el estado de la consciencia de periférica a focal, y sus armónicos tocan las partes más sutiles y profundas del cuerpo humano. Por esta razón es muy sanador.


Entonces, concluyo sugiriendo reincorporar el canto en nuestra vida. No sólo cambiará nuestro estado de ánimo, sino que también vibrará en nuestro cuerpo moviendo energía estancada y equilibrándola en maneras más sanas para la vida.

5 comentarios:

Daniel Seisdedos dijo...

Maravilloso artículo. Muchas gracias.

Ma. Elena R.V. dijo...

Gracias...muy interesante.

Ma. Elena R.V. dijo...

Gracias...muy interesante.

Matilde m quintero dijo...

Gracias por tu aportación me ha llegado para dar respuesta a un cuento.Y unir alma y cuerpo

Unknown dijo...

Muy buen aporte y me gustaria saber mas muchas gracias